Subir

Entrevista a Erik Haindl en DF

ErikHaindl
El lunes 3 de febrero se publicó en DF la entrevista realizada a Erik Haindl, Director del Instituto de Economía de la Universidad Gabriela Mistral:
ERIK HAINDL Y LA GESTIÓN ECONÓMICA DE SEBASTIÁN PIÑERA
Haindl: “Del punto de vista estructural compramos años de bajo crecimiento, que vamos a cosechar ahora”

* El economista de la Universidad Gabriela Mistral es pesimista en su análisis para el crecimiento y la inflación en 2014.


Luego de que los últimos Imacec dieran cuenta de una desaceleración más rápida de la esperada, gran parte del mercado comenzó a recortar sus proyecciones para el crecimiento de la economía chilena durante 2014, incluso el propio Banco Central acotó el rango entre 3,75% y 4,5%. Sin embargo, estas estimaciones seguirían siendo altas según el director del Instituto de Economía de la Universidad Gabriela Mistral, Erik Haindl.

- ¿Cuánto cree usted que crecerá la economía durante este año?

- Para este año estoy calculando un crecimiento de 3% en términos reales, básicamente impulsado por una pequeña recuperación de las exportaciones físicas, que crecerían en torno al 3%; con una caída de las exportaciones en valor, por lo tanto, un retroceso en los precios promedios de exportaciones -lo que ya se está viendo, explicado un poco por el tema del cobre- y, por el otro lado, un crecimiento del gasto interno en torno al 4%. Todo lo anterior nos lleva matemáticamente a un crecimiento de 3%.

- Esta es una de las proyecciones más pesimistas, ya que la mayoría del mercado da cifras algo más altas…

- Sí, lo que yo veo que está pasando es que el mercado aparentemente está esperando un crecimiento de 4% este año y, no solo el mercado, las autoridades también, de hecho el presupuesto está armado con un 4,9%. Y si bien el Banco Central ya está dando una muestra de cautela al haber reducido las bandas, en general la mayoría de los analistas están esperando números mejores. En ese sentido, obviamente esto puede producir una frustración de expectativas, ya que yo veo que la realidad es distinta y eso tendría repercusiones.

- Uno de los sectores que ha empujado el crecimiento hasta ahora es el consumo, ¿qué debería pasar con este ítem según sus cálculos?

- El consumo claramente debería seguir frenándose, ya que la explicación de un crecimiento de 6% que es mi estimación del cierre de 2013, se explica fundamentalmente por un fuerte crecimiento del empleo, la ocupación y un fuerte crecimiento de los salarios reales, lo que no se debería repetir este año, porque la ocupación debería crecer más bien en torno al 1,5% y las remuneraciones reales también deberían crecer un poco más lento. Pienso que el consumo debería crecer entre un 4% y 5% este año 


- ¿Es preocupante este menor crecimiento del empleo?

- No, no es un problema, ya que la economía está en pleno empleo. Pleno empleo implica que en el fondo estamos en una situación de equilibrio en el mercado laboral. La gente que está desocupada se explica por razones dinámicas friccionales y eso significa que la economía no necesita crear más ocupaciones que lo que crece la fuerza de trabajo. Si tenemos un crecimiento en torno al 3%, la economía es capaz de crear la cantidad de puestos suficientes, por lo que no veo ningún problema de desocupación, deberíamos seguir en pleno empleo.


Gobierno de Piñera “al debe”


- Por otra parte, haciendo un balance de lo que fue el gobierno de Sebastián Piñera, ¿cree usted que quedó en deuda respecto a las reformas estructurales?

 – Por lo menos de las expectativas que yo tenía, sí. O sea, si uno pudiera caracterizar en términos simples lo que hizo el gobierno de Piñera fue poner la economía en piloto automático: tipo de cambio flotante, regla estructural fiscal, y en el fondo el barco siguió a donde lo llevaba la corriente, que en cierta parte fue bueno, porque permitió este ciclo de aceleración fuerte del crecimiento y eso a su vez generó un tremendo aumento de la ocupación, llegando a pleno empleo, lo que es un logro macro fuerte. Pero, desde el punto de vista del largo plazo siento que hubo un tremendo debe. Desde el punto de vista estructural compramos años bajos de crecimiento, que los vamos a cosechar ahora. Fue muy cortoplacista el enfoque en términos macro.

- ¿Cuáles son las principales tareas para el próximo gobierno?

- Yo pienso que la gran tarea del próximo gobierno debería ser recuperar el crecimiento exportador, para mi ese es el desafío macro número uno y no veo que lo estén haciendo ni que esté en el programa, más bien el próximo gobierno está pensando en construir un gobierno benefactor.

- Tomando en cuenta la realidad económica del país y de las demandas sociales, ¿es necesaria una reforma tributaria?

- Primero que todo, pienso que hacer que la educación sea gratuita no es una buena idea, lo mejor es utilizar un sistema de crédito amplio y bueno. Me parece que esa es la solución, extender la combinación de becas y créditos y con eso no se necesitaría una reforma tributaria, ya que no es tan caro montar este tipo de sistema. Ahora, obviamente si las autoridades están pensando en hacer gratis la educación universitaria, obviamente que faltan recursos y de algún lado hay que sacarlos.

- ¿Le preocupa la reforma tributaria que propone Michelle Bachelet?

- Bueno, se quiere llegar a 3 puntos del PIB, lo que es una macro reforma y si se ve la base de esta, se observa que el principal aumento es el que sufriría el impuesto de las empresas. Pero además del aumento de la tasa también está la eliminación del FUT. A mí me preocupa este segundo punto, ya que se está sacando el grupo de la recaudación de las utilidades retenidas de las empresas y eso obviamente va a tener consecuencias en términos de menor ahorro y menor inversión, en esos puntos tiene un impacto fuerte.

- ¿Qué alternativa ve mejor para recaudar y no afectar la inversión?

- Lo que yo haría -porque creo que es menos dañino- es que en vez de 25% de impuesto para las empresas se subiera a 35%. Yo mantendría el FUT y subiría la tasa a 35%, ya que eso es menos dañino que la reforma que se está proponiendo. De todas maneras, creo que el FUT va a ser la gran discusión que viene ahora.

Inflación impediría nuevas bajas de TPM


- ¿Qué espera para la inflación?

- En la inflación a 12 meses tenemos un problema, especialmente porque los combustibles y el aumento del dólar están presionando los productos importados al alza. Yo creo que vamos a pasar los primeros meses de 2014 con una inflación a 12 meses superior a 3%.

- ¿Complica este nivel de inflación a futuras bajas en la tasa de interés?

- La mayoría del mercado espera que el Banco Central va a seguir bajando la tasa de interés, pero si uno ve los números de inflación uno se da cuenta de que se acabaron los espacios para bajar la tasa. La disparada del dólar desde niveles bajo $ 500 hacia niveles de $ 550 no es trivial, eso implica que todos los productos importados van a subir este 10% y, por ende, tenemos esta presión de costos fuertes que se va a traducir en inflación fuerte en los próximos meses, por lo tanto, lo que yo veo es alzas de tasas.

- Como usted bien decía la mayoría del mercado está viendo una baja de tasa, incluso para febrero, ¿qué pasaría con la inflación si el Banco Central decide recortar la tasa otros 25 puntos base?

- Si el Central decide recortar la tasa, que es lo que el mercado espera, probablemente terminaríamos el año con una inflación sobre 4%.

“El gabinete le va a significar mayor responsabilidad a Bachelet”
- ¿Qué le parecen los nombres de los ministros recién nombrados por la presidenta electa Michelle Bachelet?
- Da la impresión de que el gabinete está compuesto por gente de su entera confianza, lo que es un plus, aunque por el otro lado, eso le va a significar mayor responsabilidad a la presidenta, ya que en el fondo ella va a tener que conducir directamente su programa.
Lo que teníamos en su primer gobierno eran ministros muy fuertes que de alguna manera eran autónomos: se manejaban, le informaban a Bachelet y, en el fondo, ella daba las directrices generales. En ese sentido, yo creo que con lo de ahora hay un contraste, ya que ahora los ministros van a esperar instrucciones.

- Entrando un poco al área chica, ¿qué le parece Alberto Arenas como futuro ministro de Hacienda?
- Alberto Arenas fue director de Presupuestos, por lo tanto, conoce los ‘teje manejes’ de lo que es la ejecución del gasto público, de lo que son las tributaciones y tiene un amplio conocimiento en ese sentido. Otro plus que tiene es que él fue quien armó el programa que dio a conocer la presidenta electa, así que él ve con claridad cómo cuadran las medidas, ya que tiene el proyecto en la cabeza.
En resumidas cuentas, tiene mucho conocimiento específico práctico.

- ¿Hay algún aspecto negativo?
- El lado negativo, en tanto, es que no lo veo como un hombre de desarrollo y tampoco creo que esté en sus planes devolverle a Chile una senda de crecimiento fuerte, estimulando exportaciones, etc. Ese tipo de consideraciones no están en el programa que se ha presentado, por lo que creo que se va a centrar solo en la ejecución de las reformas que se han planteado.

- ¿Hubiese preferido a otro economista para la cartera de Hacienda?
- A lo mejor un (Andrés) Velasco o un (Nicolás) Eyzaguirre hubiese sido un hombre de Hacienda para ver estos otros temas, ya que no veo a Arenas en esa línea.

Entrevista realizada por Cristián Bastías, DF.
Ver entrevista aquí

Share Button